Zona hostil

zona hostil

Zona hostil buena

Público recomendado: jóvenes

El Ejército español es el protagonista de una producción cinematográfica de cinco millones de euros para dar vida a Zona hostil, recreación del suceso acaecido a uno de nuestros helicópteros en una misión en Afganistán. Lo firma dignamente Adolfo Martínez (El garabato, Alta infidelidad, Los verduleros…) y cuenta con Ariadna Gil, Roberto del Amo, Raúl Mérida y Antonio Garrido, como sus principales protagonistas, para lo cual han adquirido destrezas de combate con la supervisión de mandos militares y han contado con medios aeromóviles y terrestres del Ejército.

Los hechos reales ocurrieron en 2012 en Afganistán cuando un helicóptero Super Puma medicalizado se desplazó a un lugar desértico para rescatar a dos soldados norteamericanos heridos. Al aterrizar, el aparato perdió el equilibrio y cayó de lado al posarse en terreno inconsistente. Los mandos militares españoles ordenaron rescatar a nuestros compatriotas y la aeronave con el envío de un batallón de legionarios, lo cual conllevó una arriesgada operación que nunca se había realizado antes.

El filme de Adolfo Martínez, con guion de Luis Arranz y Andrés M. Koppel, mantiene la tensión dramática y expone los procedimientos del ejército en las actuaciones en la cadena de mando, las acciones para ordenarse en el terreno y la estrategia para proteger el campamento y repeler los ataques de los combatientes afganos de la zona en los que se vieron implicados.

Con la participación de nuestro ejército en medios y asesoramiento en el filme de Martínez, se ejemplifica la labor humanitaria de los militares en distintas partes del mundo, en varios de los personajes con funciones médicas. La película empieza con una intervención de la capitán médico Varela (Ariadna Gil: Vivir es fácil, Apploosa, Alatriste…) para salvar a un niño afgano. Quedan patentes los protocolos para actuar solo en caso de ataque del enemigo y no tomar la iniciativa previa; y también la participación de autóctonos en nuestras Fuerzas Armadas, sujetos a fricciones.

En esta línea, el acento recae también en destacar la profesionalidad de los militares españoles para abordar situaciones comprometidas y peligrosas, como el rescate del helicóptero por parte del comandante Ledesma (Antonio Garrido: La playa de los ahogados, Fin, La chispa de la vida…). Por último se ha cuidado subrayar la camaradería y el compromiso de los implicados en la misión y la igualdad entre hombres y mujeres en los distintos escalafones.

Al poner mayormente el foco en la competencia y profesionalidad de nuestros militares en zonas de conflicto, la cinta de Martínez no atiende la idiosincrasia de los pobladores e insurgentes del lugar, a los que utiliza para dar dramatismo y acción bélica a la película, enfrentándolos a los legionarios españoles.

Con estos elementos autorreferenciales, Zona hostil mantiene la tensión por la agilidad del montaje y acerca dignamente al público a nuestras Fuerzas Armadas, que han apostado fuerte para ofrecer una imagen comprometida, profesional y social.

Que en todas sus facetas y actuaciones sea así, lo desconocemos, pero algunas informaciones aparecidas en medios de comunicación, entre otras sobre mujeres militares, parecen desmentirlo. Y no sería de extrañar, pues de las injusticias y errores humanos no está/estamos exento/s ningún colectivo, sean políticos, jueces, abogados, empresarios, sindicalistas…y cada uno de nosotros en el obrar diario.

Enrique Chuvieco

 

Ficha técnica:

Título original: Zona hostil-España 2017

Director: Adolfo Martínez

Reparto: Ariadna Gil, Roberto Álamo, Raúl Mérida, Antonio Garrido, Ingrid García Jonsson, Jacobo Dicenta, Ismael Martínez, David de la Torre, Nasser Saleh, Mariam Hernández, Berta Hernández, Ruth Gabriel

Productora: Tornasol Films / Castafiore Films / Hernández y Fernández PC / RTVE / Movistar+

Género: Bélico | Guerra de Afganistán

Duración: 93 minutos

 

Powered by WordPress | Designed by: diet | Thanks to lasik, online colleges and seo